miércoles, 3 de octubre de 2007

Historia del nacimiento de Krsna - Janmastami 2007. por SS GPS

Queridos Vaisnavas,

Por favor acepten mis más humildes reverencias. Todas las glorias a Srila Prabhupada.

Hay muchísimos aspectos sobre el nacimiento de Krsna. Estoy enviando este pequeño mensaje como un complemento a [los significados de] Srila Prabhupada y a la narración de los Acaryas previos sobre las causas del nacimiento de Krsna. Yo espero que esto sirva para complacer a algunos Vaisnavas, lo cual es mi única esperanza para el éxito.

Maharaja Parjanya era el rey más célebre de Vraja. Él tenía cinco hijos:

Upananda, Abhinanda, Nanda, Sannanda y Nandana. Todos ellos eligieron a Nanda como el hijo más glorioso y el más capacitado para gobernar a los vaqueros. Nanda era muy tímido, pero finalmente aceptó.

A él se le dio la más gloriosa de las muchachas vaqueras como esposa. Pero el tiempo pasó y no tuvieron hijos. Nanda estaba muy deseoso de tener un hijo. Todos los residentes de Vraja hicieron sacrificios y pidieron por él para que tuviera un hijo digno. Él debía tener un hijo glorioso para heredar el reino de tan ilustrado padre. Aún después de los Yajñas no hubo ningún resultado. Nanda le dijo a su esposa que el había visto en el regazo de ella a un hermoso muchacho obscuro, con ojos inquietos, tomando leche de su pecho. Yasoda respondió:

«Sí, yo he visto lo mismo, pero me sentía muy tímida para revelarlo».

Ellos decidieron hacer votos por un año. Después de esto, el Señor apareció en un sueño y les dijo que pronto iba a aparecer como hijo de ellos, así como lo había hecho en vidas anteriores. Sin embargo el niño no llegó. Viéndolos a ellos muy infelices, una mujer santa, quien era una mística y astróloga apareció: Paurnamasi. Ella predijo, habiendo sido dicho por la diosa de los Vedas, que Yasoda tendría un hijo espléndido —Krsna— entre las modalidades de la naturaleza, quien iba a subyugar la maldad y quien estaba lleno de cualidades trascendentales e iba a hacer a todos felices.

Un corto tiempo después, Rohini llegó a Vraja; ella estaba embarazada y fue enviada a ellos por la persecusión de Kamsa. Luego Yasoda, despues de servir a Nanda fielmente, estaba cansada y tuvo una visión: ella vio un muchacho joven escondiéndose detrás de una muchacha joven. El muchacho se situó en el corazón de Nanda mismo, y después entró en el corazón de Yasoda. La muchacha entró en el vientre de Yasoda. Despues de despertar, Nanda le dijo a ella que él había tenido el mismo sueño; estaban confundidos y después muy felices. La noticia sobre el embarazo de Yasoda se difundió y todos estaban muy alegres.

Después Yogamaya extrajo al séptimo niño de Devaki de su vientre, y trasladó al niño del vientre de Rohini y colocó a Sankarsana —Él fue sacado— en su lugar.

Ella tuvo su hijo glorioso, quien se llamaba Rama, y también Bala, y finalmente Balarama.

Después, en la noche más auspiciosa en el octavo mes de Bhadra, el miércoles, con la constelación de Rohini, en el yoga harsana, apareció Sri Krsna, y Yogamaya aparecio como su hermana mayor. Todas las cosas maravillosas aparecieron; toda clase de flores brotaron; toda de clase de felicidad abarcó el universo; los Semidioses fueron bendecidos.

Devaki también tenía a la Suprema Personalidad de Dios en su vientre, quien fue transferido de la mente de Vasudeva a su corazón. Él apareció ante Vasudeva y Devaki como el Narayana de cuatro manos. Ella le había orado al Señor Narayana para que apareciera, temerosa del cruel Kamsa. Él lo hizo. Vasudeva y ella ofrecieron oraciones. Todavía ella sentía temor por su hijo, debido al afecto de madre.

Después Él tomó la forma de un niño de dos manos. Por arreglos de Yogamaya, todos los guardias se durmieron, todas las puertas de las celdas se abrieron y Vasudeva procedió con lo destinado, para proteger a Krsna, aunque Él protege a todo el mundo.

Yogamaya también hizo el arreglo para que Krsna ocupara el vientre de Yasoda, mientras que Su expansión se manifestó ante Vasudeva y Devaki. En Su forma energética como el viento, Yogamaya transportó a Krisna desde el vientre de Yasoda y lo colocó al lado de ella, y cubrió a Yasoda de tal manera que ni pudo reconocer al niño. Después ella se quedó al lado de Él como su hermana menor. Gargamuni había predicho la aparición de Vraja-Kisora, diciendo que Él algunas veces aparece como el hijo de Vasudeva, y que Él aparece como amsa-bhagena, manifestaciones múltiples —como la forma de Vasudeva Krsna—.

Vasudeva entró en la oscuridad de la sala de maternidad de Yasoda y colocó la forma de Krsna que sostenía en sus manos en la forma original de Krsna y tomó a Yogamaya con él.

Todos los habitantes se despertaron por la potencia de Yogamaya y ellos pudieron ver a Krina en el reflejo de sus corazones. Krsna ya se había manifestado y Yasoda quería llorar, pero el éxtasis no la dejó. Krsna apareció más hermoso que un zafiro obscuro. Sus ojos desafiaban el esplendor de un loto recién brotado. Su refulgencia era más grande que millones de soles, pero más fresco que incontables lunas. Todos vinieron a ver al maravilloso recién nacido.

Sus mentes no podían aceptar que Él fuese un niño ordinario: ¿era Él una guirnalda de lotos, o un zafiro gigante, o qué?, ¿tal vez un semidios? A medida que ellos lo contemplaban, incapaces de retirar sus ojos de Su atónita belleza, Él comenzó a enrollar algunos de los encrespados mechones entre Sus pequeñas manos, el cual con un sólo dedo pudo levantar la formidable Govardhana y movió Sus manos y piernas, encarcelando las mentes de las Gopis en Sus pasatiempos. Aunque Sus actividades aparecieron externamente como ordinarias, ellas hicieron que todas las maravillas contenidas en los ilimitados universos parecieran insignificantes.

El nacimiento de Krsna está perfectamente descrito por Srila Prabhupada en el Srimad Bhagavatam: transformó todo y a todos. El Verano se volvió primavera y otoño simultáneamente; las mejores cualidades del día y la noche se manifestaron.

Los brahmanas se olvidaron de los demonios y sus disturbios. El nacimiemto de Krsna no es un evento histórico. El nace diariamente en nuestros corazones por pensar primero en Él y después por cantar Su santo Nombre; por hacerlo nosotros también cambiamos las situaciones en nuestras vidas. Los más obscuros momentos son llenados de luz, las más grandes tribulaciones son bienvenidas como retos.

Krsna está siempre acompañado por Su energía interna, quien hace todos los arreglos para el placer del Señor. Si nosotros invitamos a la energía interna —Hare— por llevar al Señor en nuestros corazones, como ella hizo con Él para sacarlo del vientre Devaki y Yasoda, entonces yoga-kseman vahamy aham, Él nos suplirá con todo lo que necesitemos.

Yo espero que todos ustedes estén bien, que Janmastami les de el ímpetu de servir a Krsna más intensamente en todas su vidas.

Su sirviente,

Guru Prasad Swami

No hay comentarios: