viernes, 13 de julio de 2007

La Mujer en Conciencia de Krsna.


La Mujer en Conciencia de Krsna.


Aunque desde el punto de vista védico, "No somos el cuerpo sino almas eternas" (Bg.2.13). A nosotras nos tocó utilizar el cuerpo de mujer en este ciclo de vida, por lo que debemos saber cuál es nuestro papel en Conciencia de Krsna.

El alma espiritual es parte y porción de Krsna, no importa si esa alma está dentro de un cuerpo masculino o femenino, todos estamos dotados con las mismas cualidades para llevar a cabo nuestra sadhana: inteligencia, fuerza, voluntad y amor. Como se puede ver, no existen obstáculos para servir a Krsna.

En conciencia de Krsna ambos, hombres y mujeres, cocinan, reparten prasadam, hacen adoración a las deidades y realizan muchas otras funciones y si hay alguna mujer con talentos especiales que no sólo quiere ser madre y ama de casa, puede utilizar esas cualidades para el servicio de Krsna y para su propio crecimiento espiritual.

En cuanto a la relación entre hombres y mujeres en Conciencia de Krsna, ésta debe ser de respeto mutuo, sin menospreciar a la mujer por su condición femenina y sin sobreestimar al hombre por su condición masculina.

Srila Prabhupada dijo en una conferencia: "Por favor, perciban que en este mundo todo es un ingrediente para servir a Krsna; todo está hecho en realidad para el servicio a Él. Por favor vean a cada mujer como un consorte amada de Krsna, y ayúdenlas a ocuparse en su servicio; por favor no las consideren como un objeto para el disfrute de sus sentidos".

La mataji Urmila Devi dasi, quien ha sido nominada para ser la primer mujer diksa guru en Iskcon menciona: "por qué no solamente aceptamos el cuerpo que nos tocó en esta vida y trabajamos con él para satisfacer a Krsna y hacer nuestra vida más pacífica, así podemos concentrar nuestro tiempo y energía hacia lo que es verdaderamente importante, amar y recordar a Krsna".

jaysubhadrita@hotmail.com



Atte:Asadharana dasi
Moderadora de Estudiantes de Krishna en línea
http://mx.groups.yahoo.com/group/ASADHARANADD/

No hay comentarios: